mostra fotografica   arte e cultura   letteratura   musica   cinema e teatro   feste e tradizioni   natura e ambiente   viaggi

popoli indigeni   afroamerica   società   appuntamenti   leggere/ascoltare   studi e ricerche

www.caribenet.info

el portal del Caribe

Natura e ambiente

 

 

 

 

Sobre los impactos de la soja y los monocultivos - Documento final del contraencuentro de Itguazú 

 

Movimientos indígenas, campesinos, urbanos y  organizaciones sociales de apoyo de Argentina, Brasil,  Paraguay y Uruguay, se reunieron del 16 al 18 de marzo  de 2005, en ITEPA, San Miguel de Iguazú, Brasil para  participar del 'Contraencuentro', sobre los impactos de  la soja y los monocultivos.

Fue reafirmada la necesidad de:

Oponerse, con luchas, movilizaciones, articulaciones  nacionales e internacionales, al actual modelo de  desarrollo, al proyecto agro-exportador, y a la  transgénesis, que afectan trágicamente a los pueblos del  Cono Sur, agrediendo con los monocultivos al medio  ambiente y a los campesinos;

A la mentira de la sustentabilidad de la soja, afirmada  oficialmente en la Mesa Redonda de Soja Sustentable en Foz de Iguazú, a partir de los  intereses de los países del norte y de los empresarios  de los agronegocios con el apoyo escandaloso de grandes  ONGs internacionales y nacionales.

Donde hay monocultivo no puede existir sustentabilidad. Donde hay agronegocios no pueden existir campesinos 

Denunciar la relación entre agronegocios e hidronegocios  que, junto a la destrucción planificada de las mayores  cuencas hidrográficas de América Latina, se encaminan a  la privatización de las aguas;

Defender el agua como derecho de todos los seres vivos,  bien común, contra la lógica de las empresas  transnacionales que la consideren mera mercadería;

Denunciar a los agronegocios como responsables por la  mercantilización de la vida y de la tierra;

Denunciar a los gobiernos por la exclusión de la Reforma  Agraria de las políticas de Estado;

Resistir como pueblos indígenas y campesinos en la  defensa de las culturas, de los territorios y de las  economías tradicionales, construyendo una indispensable  unidad en las luchas con los movimientos sociales  urbanos;

Incentivar y difundir experiencias agroecológicas  campesinas, no simplemente como técnicas alternativas de  cultivos, producción y consumo, sino radicalmente, como  visión alternativa de la vida y del mundo, creando  nuevas relaciones entre la naturaleza y los seres  humanos.

 

Via Campesina Brasil, Paraguay y Argentina 

CPT Brazil

Grupo de Reflexión Rural, Argentina

 

 


 

 

Palabras expresadas por Jorge Eduardo Rulli en el  Itepa del Movimiento de los Sin Tierra durante el contraencuentro del Foz de Iguazú   , marzo de 2005

 

En el centro geográfico del Mercosur de la Soya, venimos  desde todos los puntos cardinales de América del Sur a  decirle NO al proyecto neocolonial de apropiación de  nuestros Recursos Naturales por parte de las  Corporaciones, proyecto neocolonial en el que de manera  abusiva y mentirosa usan muchos de nuestros propios  discursos sociales y ambientales.

Nos honra el estar junto a los movimientos campesinos de  nuestros paìses y especialmente al respetado Movimiento  de los sem Terra de Brasil, en este momento que es  umbral de tiempos nuevos en la conciencia y en la  resistencia al modelo que se nos impuso.

Hemos señalado a esta etapa como la del maquillaje verde  por parte de las empresas sojeras. Etapa en que las  corporaciones internacionales disputan los mercados  calificados y en que muchas ONGs venden servicios  ambientales, según fueron largamente preparadas por los  organismos financieros y las fundaciones internacionales  de desarrollo. Estamos ante una agroecología con  sustitución de insumos que podríamos representar como  una comoditización de lo orgánico y que no hace sino  legitimar los modelos de agro exportación. Que no nos  sorprenda que a poco andar las Multinacionales inauguren  junto a sus departamentos de transgénicos y de  agrotóxicos, las nuevas áreas de producciones orgánicas  para los mercados internacionales calificados....

La Deuda Externa y las dictaduras militares estuvieron  sin lugar a dudas en el origen de la implantación en  nuestros países de estos enclaves neocoloniales de agro  exportación. Nosotros necesitábamos divisas con que  pagar la deuda y los países centrales precisaban  forrajes, esa fue la ecuación que se nos impuso. El  terrorismo de Estado había quebrado la voluntad o la  aspiración de los sectores políticos de generar otro  tipo de modelo, un modelo capaz de resistir con dignidad  el peso de la Deuda y el neoliberalismo impuso con  facilidad las leyes de los mercados globales sobre  nuestras devastadas economías.

En estos precisos momentos, en la Embajada Argentina en  Londres y auspiciado por la Fundación Habitat y  desarrollo, se están ofreciendo tierras a las  corporaciones para extender las áreas temáticas que  precisa el turismo internacional y también la  negociación con los sectores ambientalistas… entre esas  tierras hay siete mil hectáreas de la Estancia  Guaycolec, en la provincia de Formosa, donde se intenta  concretar un proyecto de reservas naturales privadas…

Necesitamos una organización informativa y de  investigación común a todos nosotros, sectores  activistas del campo y de la ciudad, una organización  que nos permita manejar la inteligencia de lo que  ocurre, de los pasos y de las acciones de aquellos a los  que enfrentamos. Necesitamos ese Observatorio del  MERCOSUR en función de las estrategias de lucha que  debemos darnos y ese ha sido uno de los objetivos que  hemos traído como Grupo de Reflexión Rural a este  Contraencuentro. .

Necesitamos asimismo, completar las heroicas luchas del  movimiento campesino y de los pueblos originarios con  una creciente conciencia en las ciudades de la  importancia política de la ruralidad y del peso del  modelo agrario y de consumo como consecuencia del  impacto en nuestros países del Capitalismo Global.  Porque las grandes megalópolis insustentables, donde  reina la inseguridad y se vive al borde del colapso  ambiental, son la otra cara del modelo de despoblamiento  y de agricultura sin agricultores. Y estamos convencidos  que esta guerra sólo se definirá estratégicamente en los  grandes escenarios políticos si conseguimos que la  población empobrecida y desempleada tome conciencia que  el modelo rural es la actual fábrica de la pobreza y que  es preciso remover definitivamente ese modelo.

La fragmentación del pensamiento y de las luchas  actuales, la superposición de esfuerzos y la competencia  intergrupal son una consecuencia del modelo neoliberal y  de los impactos del consumismo y del Capitalismo Global  sobre nuestras culturas. Debemos ser capaces de  recuperar una mirada totalizadora para poder ordenar el  campo de las luchas populares con sinergia y sin las  actuales competencias, superposiciones y  enfrentamientos. Debemos articular esa múltiple  diversidad que somos y aprovechar nuestras diferentes  voces para gritar más fuerte, debemos aprender a sumar  nuestras miradas parciales para poder alcanzar a ver el  conjunto de la empresa que tenemos por delante.

Es imprescindible para eso cambiar el eje del  pensamiento. No pensar en términos del modelo ni tampoco  con las categorías obsoletas de progreso y desarrollo  que heredamos y que deberíamos comenzar a revisar.  Debemos comprender lo global para poder emprender desde  lo local la reconstrucción del Estado en construcción,  la reconstrucción del Estado desde el empoderamiento de  las comunidades para de ese modo rescatar el ejercicio  de las Políticas Públicas, hoy en manos de las  corporaciones.

Una cierta reforma agraria  y un rediseño poblacional del  territorio en el Hotel Bourbon por parte de las  corporaciones son una realidad brutal que ellos se  proponen. Si alguna duda tuviésemos, allí esta la  presencia en la apertura de Rosatto, Ministro de la  Reforma Agraria del Gobierno de Lula. La realidad es que  ante la amenaza de una Crisis Social provocada por el  modelo de despoblamiento y exclusión, y dado que las  transnacionales se han reservado el manejo de la  provisión de insumos y de los mercados internacionales,  muchos se proponen sin mayor conciencia una Reforma  Agraria que amplíe simplemente la base social del modelo  de producción de Soja. Nosotros, frente a esas  propuestas decimos con Artigas y con Perón que la tierra  debe ser para quien la trabaja y muy especialmente para  quien habita en ella. Nos planteamos por ello en este  encuentro debatir sobre los contenidos, sobre las  característicos y los imprescindibles marcos nacionales  de una Reforma Agraria que resuelva entonces la cuestión  de la tierra y que no ignore el gran desafío de cambiar  el modelo rural, sino también, que aborde el gran tema  de las semillas, así como de la cuestión del arraigo y  de la Cultura americana.

Y estoy convencido que podemos afirmar que NO hay  Reforma Agraria sin rediseño del territorio por parte  del Estado en construcción, y que no hay Reforma Agraria  sin rediseño territorial y sin un Proyecto Nacional.

En el Hotel Bourbon y en el Foro de los Cien Millones de  granos sustentables, se sientan muchas ONGs  ambientalistas y muchos productores orgánicos con  aquellas corporaciones que torcieron la voluntad del  pueblo de Brasil de no hacer transgénicos. Se sientan  con los que consienten que las tropas paraguayas  acompañen la invasión de los sojeros a las tierras  campesinas y que protejan a los mosquitos y a los  aviones fumigadores que envenenan las tierras rojas del  Paraguay y la sangre de su gente. Se sientan con  aquellos que transformaron a la Argentina en un inmenso  laboratorio biotecnológico, que transformaron a un país  que alguna vez fuera el granero del mundo en esta  republiqueta forrajera que somos actualmente. Se sientan  por último, con los aquellos que están detrás de la  secesión del territorio de Santa Cruz en el hermano  pueblo de Bolivia, porque son justamente los sojeros  argentinos algunos de los que están empujando la  división de ese territorio.

Comparten la mesa redonda de la Soya con quienes  continúan ignorando el principio precautorio  y aplicando  a rajatabla esa farsa anticientífica que es la  equivalencia substancial  No es un tema menor  compañeros, el ignorar los derechos precautorios y nos  necesitan para que los legitimemos.

Por eso insistieron durante años para que compartiéramos  sus paneles, para que discutiéramos con ellos  públicamente, para que nos sentáramos en sus mesas  redondas de consultas y consensos. Contrariándolos en  esas mesas garantizábamos su reproducción. Venciéndolos  en los debates extraviábamos nuestros principios. No  queremos contrariarlos ni tampoco consensuar con ellos.  No aceptamos que sean nuestros adversarios porque son  nuestros enemigos. Son el enemigo. Por eso estamos aquí  con la Vía Campesina y con tantos hermanos y hermanas  solidarias, y ellos están allá, en el Hotel Bourbon, con  los Maggi, con los Trucco, con Syngenta y con el Fondo  Mundial para la Naturaleza. La fuerza de la Vida se  ordena y se organiza pero sobre todo crece en la  Conciencia. Vamos bien compañeros. Sigamos por este  camino que otro mundo es posible.

 

www.argenpress.info  

Mayo de 2005

 

Latinoamerica-online 

Ass. Cult. Imago Mundi - Direttore  responsabile Mariella Moresco Fornasier

  Registrazione presso il Tribunale di Milano n. 768 del 1/12/2000  e n. 258 del 13/04/2004 

ISSN 1824-1360 © Tutti i diritti riservati